Artículos de Sergio A. González Bueno

Bauza, el predicador

Edgardo Bauza está convencido. Argentina volverá a ganar un Mundial en Rusia. En sus tours mediáticos –la agenda del rosarino no sabe de respiros– se anima a redactar el guion de la proeza. La narrativa incluye un epílogo emotivo: Leo Messi, capitán y campeón con Argentina, le ofrenda la Copa del Mundo a Francisco en el mismísimo Vaticano. Fútbol, gloria, religión, fe, el Papa… La novela de Bauza no repara…

Del Potro, corazón de campeón

Lastrado por el karma de las lesiones, Del Potro jugó el insufrible set del retiro mental. Desde lo racional, se sintió un ex tenista. Las malditas muñecas lo traicionaban. Cada intento por volver era un calvario físico y emocional. Cualquier otro deportista hubiese tirado la toalla en el ring de las pistas. ¿Qué hizo Delpo? Se jugó un ace ganador en Río de Janeiro. Y la presea de plata lo…

Sampaoli estrena hit: Sevilla Fútbol Rock

Trotamundos, apasionado, obsesivo, luchador, frontal. Cinco palabras que resumen la personalidad de Jorge Sampaoli. Las inferiores de Newell’s formaron un zurdo con alma de enganche. Lleno de ilusiones, el sueño del futbolista profesional fue truncado por una fatal fractura de tibia y peroné. Antes del tempranero adiós, tiró sus últimas paredes en el Club Atlético Alumni, equipo amateur de la Liga de Casilda. Curiosidad del destino: emulando a su admirado…

¡JJOO 2016!

Del Potro, Pareto, Lange, Los Leones…            En agosto, Río de Janeiro fue la Capital del Deporte. Todos nos conmovimos con héroes anónimos y leyendas vivientes. El espíritu amateur de los Juegos Olímpicos enamora. Contracultural, desafía al despiadado profesionalismo con una receta infalible: el don vocacional de los atletas. Cada cuatro años, miles de soñadores emprenden la aventura competitiva que los tutee con la gloria. En el medio, pelean contra…

No sos vos, Messi

Argentina es un paciente en estado de coma. La AFA está acéfala; sin presidente en funciones e intervenida por la FIFA. Servini de Cubría desoye las órdenes de Zurich. La suspensión acecha. Para más inri, frustrado y hastiado, Messi renuncia a la Selección. Mascherano seguiría su camino. ¿Cómo definir el presente del fútbol argentino? ¡Crónica de una muerte anunciada! Con permiso de la inmortal pluma de Gabriel García Márquez. Analicemos…

¡Suárez vale una Liga!

El FC Barcelona ganó su octava Liga en 11 años. Y pocos se sorprenden. En la Era Messi, los culés naturalizaron el triunfo. E impusieron el modelo Cruyff. En el fútbol 3.0, ser campeones de Liga es regla en Can Barça. Al contrario, el Real Madrid de Florentino vive una tortura interminable. Con el mejor Cristiano Ronaldo y millones de euros invertidos año tras año, los blancos sólo ganaron una…

Religión Simeone

La procesión del Manzanares profesa –en un acto de fe conmovedor– la religión Simeone. En el olvido quedó el desolador ateísmo colchonero. Todo comenzó con el retorno a casa del hijo pródigo. Ergo, el ‘Cholismo’ fue enamorando al hincha. Con entrega y resultados. Con pasión y compromiso. Con orgullo y ambición. Al tiempo, el halo fatalista del Atleti mutó en asombro. ¿Cómo operó la metamorfosis? Como algo natural. El evangelizador…

¿Qué le pasa a Martino?

Sin Maradona, la Selección se afilió al club de la nostalgia. O del todo tiempo pasado fue mejor. Razón no les falta a los analistas que peinan canas. Mucho menos a los hinchas que superan las cinco décadas. El imborrable recuerdo de México 86’ fue el último gran hito del fútbol argentino. Empero, aquella gesta vino con trampa. Y no me refiero a la famosa mano de D10S. ¿Adónde apunto?…

River, Messi, el Barça… los “hinchas”

Japón siempre fue la meca soñada del fútbol argentino. Arribar a tierras niponas indicaba que la prestigiosa Libertadores decoraba las vitrinas del mejor club del continente americano. Al tiempo, el marketing mudó el Mundial de Clubes a Dubai y Marruecos. Pero el futbolero de ley siempre sintió una especial conexión con Japón. En Tokio, Riquelme (con fútbol de potrero) y Palermo (con goles) liquidaron al poderoso Real Madrid (2000). En…

Vieron que no era Messi…

El fallido acto inicial de las Eliminatorias enterró –definitivamente– el cuestionamiento más absurdo que recuerde. ¿A qué me refiero?  A que la culpa de todos los males de la Selección Argentina era de Leo Messi. ¿Quiénes fueron los autores de tan dantesca sentencia? Muchos periodistas especialistas en analizar finales y no rendimientos; hinchas inyectados de un chauvinismo exasperante; algún entrenador enamorado del músculo y divorciado de la estética; y un…